Búsqueda personalizada

Entradilla

Las afortunadas Islas Canarias desde una peculiar mirada hacia sus lugares más emblemáticos, su gastronomía, su historia, sus gentes y sus costumbres

viernes, 30 de julio de 2010

Dos poetas creando escuela en Santa Cruz



Magnífico recital poético el ofrecido ayer en la Librería La Isla de Santa Cruz de Tenerife (Imeldo Serís, 75) por Guacimara García y Pedro Fernaud.

Estos dos jóvenes y prometedores talentos arrancaron su actuación a puerta gayola, dándolo todo desde el principio. Tras varios poemas llegaría la protocolaria presentación del acto y una segunda ronda de poemas que atrajo la atención de algún curioso que merodeaba por los pasillos de la librería.

Para terminar de acercar a los allí presentes al "hecho poético", una postrera concatenación de versos que arrancaron los merecidos aplausos de los asistentes y despertaron la admiración de alguna que otra poetisa presente en el acto. Santa Cruz acogerá a partir de ahora más eventos de esta naturaleza, ellos sólo han marcado el camino. Chapeau.

Ciclo de fotos antiguas

La responsable de la librería aprovechó el acto para recordar que La Isla acoge a partir de hoy una interesante exposición de fotografías antiguas de Santa Cruz que se prolongará durante un mes.

Habrá que visitarla.

jueves, 29 de julio de 2010

Las Canarias, paraíso del senderismo

Durante nuestra última visita a La Palma pudimos ver algún cartel del 'Transvulcania 2010', una dura ultramaratón cuya edición de este año se disputó el pasado 5 de junio y en la que el maratón y el cross se unen para dar lugar a una espectacular carrera que recorre los numerosos volcanes de la 'isla bonita'.

Transvulcania 2010 (Foto: www.senderosdelapalma.com)

Nuestra condición física todavía nos impide participar en eventos de esa naturaleza, pero Transvulcania nos ha animado a hacer nuestros primeros pinitos en el senderismo isleño. Y nada mejor que empezar con la ascensión al pico más alto de España, el Teide, una aventura a la que también se han sumado los hermanos Fernaud, así como Gus y Raquel, que harán las veces de consejeros por su condición de iniciados en la práctica del senderismo.

Nuestra ascensión al Teide

El 4 de agosto a partir de las 16.00 h. aparcaremos nuestros vehículos en Montaña Blanca (a más de 2.200 metros de altura) e iniciaremos la ascensión. Una opción era pagar los 24 euros que cuesta el teleférico para subir hasta La Rambleta (a 3.300 metros), pero nosotros somos unos profesionales, así que subiremos a pie.

Teleférico del Teide (www.teleferico-teide.com)

El objetivo es tardar unas 3 ó 4 horas en llegar al Refugio de Altavista (a más de 3.200 metros de altura), donde por 20 euros haremos noche para continuar la ascensión, a eso de las 5 ó 6 de la madrugada, hasta el pico del Teide (a más de 3.700 metros) y ver allí amanecer. Si sobrevivimos, daremos aquí cumplida información de nuestro periplo. Para ir abriendo boca, realizamos un repaso desde los orígenes del senderismo hasta la actualidad.

Amanecer en El Teide (Foto: www.tierrayestrellas.com)

¿Qué es el senderismo?

Andar es un ejercicio tan antiguo como la propia existencia del ser humano. De hecho, gran parte de los caminos que hoy transitamos como senderos ya fueron utilizados en su día por las antiguas civilizaciones como calzadas, cañadas reales o incluso caminos de peregrinación. Y es que ya lo dijo el menor de los hermanos Machado: “Caminante no hay camino, se hace camino al andar”.

Como práctica deportiva, los orígenes del senderismo se remontan a la Francia de mediados del siglo XIX, época en la que empezaron a marcarse los primeros senderos. Esta costumbre rápidamente atravesó los Pirineos para llegar a España, aunque hubo que esperar hasta los años 70 para que las asociaciones de montañeros e instituciones públicas decidieran redescubrir y señalizar los más de 20.000 kilómetros de senderos existentes actualmente en nuestro país.

El deporte del senderismo (casadelpatron.com)

Durante decenios, el senderismo se consideró una actividad relacionada con el deporte de montaña, para terminar adquiriendo una identidad propia gracias a sus múltiples ventajas, entre las que destacan la posibilidad de ser practicado por todo tipo de personas, independientemente de su edad o condición física.

martes, 20 de julio de 2010

La Palma: desde la Caldera de Taburiente hasta el baile de los Enanos

Uno tiende a identificar las Islas Canarias con Tenerife y Las Palmas como asocia Madrid a la Puerta del Sol o el Bernabéu. Sin embargo, tan madrileños son Navacerrada y Alcorcón como canarias son las islas de El Hierro o La Palma.

En la primera de ellas estuvimos en Navidades y, como ya dije, me gustó mucho, podría decirse que, hasta ahora, de las islas que he visitado El Hierro es la que más me ha impresionado por su paisaje idílico, mágico y digno de todo tipo de recomendación.

Estos días nos ha tocado visitar La Palma, y aunque esta isla no se lleva en mi opinión 'la palma' en el Top 7, merece un lugar destacado. Por algo la llaman 'la isla bonita'.

Bosque en el norte de La Palma (Foto: Auro)

En primer lugar, conviene destacar lo abrupto de su terreno, nada que nos sorprenda a estas alturas, aunque disfruta de algunas diferencias en relación a otras islas que conviene destacar. Una amiga nuestra (Diana) nos había dicho que La Palma es una suerte de Tenerife en miniatura, no le falta razón, en parte.

Caldera de Taburiente (Foto: Auro)

Porque si el centro de Tenerife está presidido por el majestuoso Teide y sus paisajes lunares, en el centro de La Palma se eleva la impresionante Caldera de Taburiente, un lugar desde el que uno puede olvidarse del resto del mundo.

Desde el Roque de los Muchachos, a más de 2.400 metros de altura, resulta espectacular contemplar las nubes bajo nuestros pies, rodeadas por cuatro paredes en forma de montañas formando un espectacular paisaje que aquí se conoce como 'mar de nubes'. Sin duda alguna, sólo esas vistas ya justifican el viaje.

Plataneras en Punta de Tijarafe (Foto: Auro)

Pero aún hay más: cientos de hectáreas de plataneras, acantilados imposibles, recónditas pero espectaculares playas de arena volcánica e incluso cetáceos de los que uno puede disfrutar tomando alguno de los barcos ofertados en el puerto de Tazacorte.

Cueva de los Piratas (Foto: Auro)

En el sur se sucede una cadena de volcanes que bien merece ser visitada, mientras que el sureste y el suroeste son los espacios reservados para el turismo de sol y playa. En el norte... kilómetros y kilómetros de carreteras imposibles, bosques de pinos y verde, mucho verde. Bien podría decirse que es lo más parecido que he visto en mi vida a Galicia o Asturias.

Volcán de Teneguía (Foto: Auro)

Y me dejo para el final la capital, Santa Cruz de La Palma, una ciudad maravillosa, con edificios de estilo colonial decimonónico perfectamente conservados, cuidados, adornados por preciosos mantos tradicionales (esto se debió a que hemos visitado la ciudad durante las fiestas de la Bajada de la Virgen, un acontecimiento que tiene lugar cada cinco años y que moviliza a toda la isla en torno a su capital).

Santa Cruz de La Palma (Foto: Auro)

Los aborígenes alcanzan el orgasmo con la susodicha Bajada de la Virgen (no tuvimos el placer de contemplarla) y con el baile de los Enanos (esto sí lo vimos y resulta curioso, no es nada del otro mundo, pero entiendo que las tradiciones levantan tales pasiones que muchos vecinos de la isla son capaces de guardar cola durante horas para disfrutar en la calle del baile de estos simpáticos danzarines).

Colas para ver danzar a los Enanos en la calle (Foto: Auro)

Además, La Palma cuenta con otros muchos atractivos... pero esos quedan para la curiosidad de todo aquél que se aventure a visitarla.

Baile de los Enanos (Foto: Auro)



diseño paginas web
disponibilidad casas rurales
presupuesto desarrollo web

martes, 13 de julio de 2010

Inolvidable


Inolvidable lo del domingo. Inolvidable, para un futbolero confeso, como viene a ser el que suscribe, disfrutar junto a la persona más importante de su vida (Auro) del partido más importante de la vida de todo un país.


Inolvidable poder hacerlo rodeado de dos nuevos y grandes amigos (gracias Vane y gracias Emiliano) y de su cariñosa y acogedora familia (jamás olvidaré las sabias reflexiones de la madre de Emiliano –ya quisieran muchos comentaristas deportivos- y la biografía de ese joven héroe tinerfeño llamado Pedrito en los labios del padre del propio Emiliano).


Inolvidable el momento del gol, los gritos y abrazos con desconocidos como si toda la vida hubieran estado junto a uno, esperando un momento que parecía que jamás llegaría.


Inolvidable Sudáfrica e inolvidable también Tenerife. Ese ambiente festivo pero sosegado en dos lugares en los que la fiesta y el sosiego son un modo de vida, el único modo de vida.


Inolvidable el beso de Casillas y la Carbonero (por qué no decirlo), pero también inolvidables las llamadas y mensajes de amigos en la distancia (Jose, Peter, etc.) y de una madre y una hermana que le han visto a uno flagelarse tras aquel codazo de Tassotti y de tantas y tantas desgracias a orillas del Manzanares (nunca se escogió un escenario más apropiado para un ejercicio de optimismo colectivo como el de ayer).


Inolvidable el juego de este equipo, pero sobre todo su talento humano… Unos millonarios, sí, pero por lo demostrado estos días, nuestros millonarios. E inolvidable la unión (salvo excepciones) de blancos y blaugranas, ecuatorianos y senegaleses, vascos y madrileños en torno a una bandera, pero sobre todo a una idea.


Eso es, eso debe ser en mi opinión España: la perfección de lo imperfecto, la estructuración del caos, la unión de las discrepancias. Así lo entendieron Luis Aragonés y Del Bosque y así lo han entendido Puyol y Ramos, Torres e Iniesta, cada uno con la bandera de su región y todos juntos con la que les une.


Lo que el tiqui-taca ha unido, que no lo separe el hombre.


Día 2 d. C. (después de ser Campeones)

domingo, 11 de julio de 2010

Cobertura sanitaria ¿universal?

 El régimen se refuerza a medida que la crisis debilita a los más vulnerables, levantan dos metros sus tapias, contratan sofisticados sistemas de seguridad, se hacen guiños de complicidad para saberse los más fuertes, para saber que los demás vendrán a ayudar cuando estalle el caracazo, cuando la gente baje de los riscos, de Ciudad Alta y se rebele ante tanta ignominia. Mientras llega, no pasa nada si se hunden cada día un poco más los más débiles. Si pierden el último de los subsidios reciben una carta como la que tenemos en nuestro poder: "Se le comunica que está sin cobertura sanitaria" (...) "se le reclamará el importe de cualquier asistencia sanitaria prestada en la red del Servicio Canario de Salud". Es la fría y desafiante carta que están recibiendo los parados canarios que pierden el último subsidio de desempleo. Se quedan fuera de este mundo, fuera del Estado del Bienestar, sin derecho a enfermar, salvo que tenga dinero suficiente para costeárselo con lo que ya no llega porque se acabaron las ayudas públicas. No es país para pobres. Es país para corruptos, sólo para corruptos.

Fuente: Canarias Ahora

viernes, 9 de julio de 2010

Muyayo, ponte las cholas que vamos a coger la guagua

Seis meses llevo preguntando de dónde viene la palabra 'guagua' y nadie lo sabe, más allá de presuponer que procede de Cuba. Hoy, por fin, parece que tenemos respuesta.

Así que con la guagua inauguramos la sección de 'palabras canarias'.

Parece ser que a principios de siglo XX, cuando Cuba era casi el 52 estado americano, en tiempos de Batista o antes -esto no está muy claro-, una empresa estadounidense comenzó a exportar autobuses a Cuba. Era la "Washington, Walton and Company Incorporated", abreviado como "Wa&Wa".

WaWa era lo que los cubaos veían en el autobús y con ese nombre se quedó. Tan simple como que en Alcorcón se llamara 'Blasa' a los autobuses que conectan con Madrid, porque la compañía era "Blas& Cía".

Según la web Secretos de Cuba, "el logo de Wa & Wa Co., Inc. era una liebre blanca azul y roja, colores de la bandera norteamericana, y figuraba prominentemente en el frente, fondo y costados de todos sus autobuses".

De aquella isla pasó a éstas gracias a los miles de inmigrantes canarios que hasta allí marcharon y, desde entonces, guagua se quedó para siempre en el vocabulario insular.